Inocente alegría

Baila, ríe, ríe ríe... juega, salta, canta y sigue bailando. No le importa quién la mira, o si la miran... le regala una sonrisa a quien quiera, sin importar si es alguien desconocido. Puede cantar sin afinar y bailar con torpeza, pero igualmente es sublime. Ella es el significado de la palabra felicidad, de la ternura y la alegría.

Y necesita tan poco para ser feliz. Un espacio, aunque sea pequeño para jugar... alguien... quien sea que esté dispuesto o jugar también... inclusive podría ser feliz jugando sola...

Aún no piensa en la escuela, ni en hacer agendas de horario para que le alcance el tiempo, no tiene que buscar trabajo, ni siquiera tiene que cocinar su comida.... sólo se dedica a la ardua tarea de no aburrirse, de sonreír y traer luz a quienes la rodean.


Ya lo decidí. Ya sé que quiero ser cuándo sea grande: Niña.

Fotografía de:  

9 Reflejados:

Noelplebeyo dijo...

es lo mejor...pero es casi imposible

El perrito que reía dijo...

Lo suyo es conservar gran parte de cuando se es niño, pero es imposible seguir comportándose como tal.

Belén dijo...

JO si, la verdad es que cómo mejor se vive :)

Besicos

sueño dijo...

Guarda un pedacito de tu corazón para que no se manche del mundo... y lo conseguiras.

un besazo.
bonito y hermoso deseo.

Alejo dijo...

Un momento, niñez no es sinónimo de perfección? al momento que uno no se contagia de alegría cuando se ve a un niño reír, se torna una alerta de que algo no está bien... Hey, en serio, quién no quiere ser niño?!!
jaja
Beso y abrazo "Nayuniña",
Alejo

AdR dijo...

Pues como apenas le eché cuenta a la fotografía... yo creía que estabas hablando de ti ;)

Besos

La Gata Coqueta dijo...

Te visito con una enorme alegría que quiero compartir contigo; al ser abiertas de nuevo las puertas de La gata coqueta, que ha estado descansando por un tiempo bastante considerable, por motivos que te iré contando con el devenir de próximas entradas.

Parto de la base, que he sido dada de alta hace dos meses, tras una ardua recuperación no concluida, acaecida por un periodo hospitalario bastante largo y muy complejo por la cantidad de intervenciones realizadas, pasando la decena.
Esto no tiene en absoluto que ver con la entrada anterior. Lo puntualizo nuevamente para que no se vuelvan a suceder errores de interpretación, al no ser yo la protagonista del periodo que ha vivido la amiga Fracesca...

Ya que la mía ha sido una patología totalmente diferente.

En el blog de La gata coqueta te he dejado una poinsettia, flor de Pascua de bellas y frondosas hojas rojas, con una felicitación para compartir estos días tan entrañables contigo, aquellos que guardan tantos recuerdos y deseos en nuestro haber. Me gustaría que te agradase y disfrutaras teniéndola en tu poder tanto como yo cuando la he decorado con palabras.

Por ser el día que es, me he extendido en demasiá pero se que me vas a disculpar verdad...?

Un beso y un hasta pronto!!

Te espero para que sigan fluyendo nuestros lazos en unión de la amistad.

María del Carmen

Anónimo dijo...

Muy hermoso... que lindo ser niña y solo preocuparse por ser feliz... Crecer tiene sus cosas buenas... pero ser chiquito es muy perfecto... (:
Besitos!

CamiTaborda...

♦PªU♦ dijo...

aajajajajajjaaj buenisimo!!!! no es por copiarte, pero podemos ser colegas?? ajajajaja

Besos!!